22 enero, 2020

Con la cuerda en la polea alta, damos dos pasos hacia delante, dando la espalda a la polea. Abrimos las piernas, un metro, en diagonal. Con los codos estáticos, extendemos el antebrazo desde detrás de la cabeza hasta delante. Focalizamos el movimiento en los tríceps. Podemos trabajar este mismo ejercicio de rodillas en el suelo con una poela baja.